16 sept. 2014

Reflexión XVII: ¡Ponles un bozal!



Ponedles un bozal a esa gente que no echa de menos, ponedles un bozal a los que prometen y nunca cumplen, ponedles un bozal a los únicos animales salvajes en esta tierra: los seres humanos; capaces de hacer daño con ignorancia, capaces de pisotear por conseguir un puesto en la oficina, capaces de matar por quienes más quieren, capaces de contaminar la vida de los demás a base de habladurías inciertas, ponedles un bozal a todos aquellos cabrones que pegan a sus mujeres por llegar tarde a casa, ponedles un bozal a todos esos perros que no levantan el país sin saber que más dicen "que van a cumplir", ponedles un bozal y calladles la boca a todos. Ponedles un bozal a aquellos críticos de la moda que se ríen de todos los estilos posibles sin mirarse a si mismos, ponedles un bozal a toda la industria musical
para que aprenda que la música se escucha con los oídos y no con los ojos,
ponedles un bozal a esas modelos para que no puedan vomitar más para estar ''divinas''. Ponédselos.
Ponles un bozal y demuestrales que algún día de esas locas ideas conquistarás el mundo, ponles un bozal y robales las palabras a todos. Tú tienes el poder. 


3 comentarios:

  1. Que chulo leer esto! Me ha encantado!!
    Te devuelvo la visita y encantada te sigo ♥

    ResponderEliminar
  2. Interesante! tienes mucha razón!. Por cierto yo también soy extremeña, te añadiré a círculos si te parece bien. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Cris! Añademe a círculos si quieres. A mi me encantaría así estarías al tanto de las entradas que subo... y ¡Que viva extremadura!

      Eliminar